2009-04-05

188 Mi tia

El cantar de las palomas siempre me recuerdan a mi tia Maria y a la casa de mi abuelo paterno donde ella vivia.

Ayer, mientras caminaba por las calles de Mikulov escuche el cucu de estas aves. Recorde claramente que eran el primer sonido que acompanaba a esas mananas en las que despertaba en Iguala Guerrero. Cucu, cucurrucucu... esos sonidos me transportan inmediatamente a esa casa y me recuerdan su techo ausente que permitia que la luz del sol iluminara las jaulas de las famosas palomas blancas, propiedad de la tia Maria.

Tambien me recuerdan una manana en que desperte siendo hombre.

Pero lo que mas me hace recordar es a la tia. La llamaba tia a secas, para evitar decir su titulo completo y ahorrarme el tia abuela. Sin embargo, cuando era necesario referirse a ella se alargaba su nombre para evitar la confusion que generaba el tener uno tan comun como Maria: se le llamaba la tia Maria Mora.

La tia arrastraba el apellido a todas partes, no solo le daban identidad sino que servia como recordatorio de que era media hermana de mi abuelo, quien por supuesto no se apellidaba Mora. A pesar de esto, o debido a ello, entre los dos habia un gran amor que se dejaba ver claramente, aunque por muy cortos momentos entre sus dos personalidades toscas, pragmaticas y secas.

El sexo esteril de la Tia Maria le dio 5 esposos y por supuesto y por desgracia, ningun hijo. Le sobrevivio a todos y murio sin ellos.

A fulano lo deje por mujeriego. A Zutano y Perengano, me los mataron. Fulanito y Zutanito murieron enfermos. Ninguno me dio hijos porque el doctor decia que tenia la matriz de una nina. A todos los quise. Me dijo una vez, cuando le pregunte a quien habia querido mas. Me lo dijo mientras fumaba uno de sus cigarros sin filtro.

Cuando era nino, la tia Maria Mora era para mi una senora borracha que siempre olia mal. Despues, adivine que tomaba para olvidar; fue entonces una senora que se ponia borracha, porque la vida siempre le olio mal.

Vivio una temporada en la casa de mis padres, fue entonces cuando la lleve casi cargando a la casa luego de que se hubiera emborrachado con dos cervezas en la tiendita de la esquina. No pesaba mucho, pesaba casi nada, la piel apenas se agarraba de sus huesos. Nunca conoci su piel joven, en mis recuerdos siempre lucio arrugada, llena de zurcos profundos... recuerdo que mirar sus arrugas era doloroso... daba la impresion de que el paso del tiempo usaba su rostro arrugado y las arrugas mismas, para decir que podia ser cruel. Tan cruel como lo fue con ella.

Su mano derecha tenia dos marcas amarillas; una en su dedo indice y otra en el pulgar; producto de su gusto por el cigarro. Cigarro que quizas fue uno de los causante de que la tia perdiera todos los dientes y que estuviera sorda.

Maria Mora casi no hablaba y parecia estar perdida, sin embargo, era lucida a sus 85 anos, ella entendia claramente lo que ocurria a su alrededor. No escuchaba porque simplemente dejaba de prestar atencion y se sumergia quien sabe en donde, un lugar lejos de las barbaridades que le hacian oir quienes la rodeaban.

Las palomas eran su posesion mas preciada, mas que los 5 o 6 gatos que tenia, eran mas valiosas porque de ellas obtenia un verdadero provecho al venderlas en el mercado.

Iguala parece estar detenida en el tiempo... y el sonido de las palomas me hace ir a donde ese tiempo detenido, donde el recuerdo de mi tia aun vive, no como ella que un dia se durmio y no desperto.

Un dia de estos la tia sera olvidada por todos... mientras tanto, el cantar de las palomas me la trae de vuelta un rato.





FIN


Nota Pérez1: No tengo acentos ni parentesis en esta computadora, una disculpa, tampoco comillas o parentesis, no puedo poner acentos z la y esta en la tecla de la z z viceversa, es un teclado checo, en lugar de los numeros arriba del qwert, aparecen estos simbolos +ěščřžýáíé, en fin.
Nota Pérez2: Mikulov existe y no se trata de un albur, malpensados.

3 comentarios:

Falso Profeta dijo...

Pável, tu intempestivo bebé negro.

osbel dijo...

qué historia... quisiera recordar a alguien así, pero para eso creo que tengo que conocerlo muy bien, primero. chale.
no se cómo dí con este blog, pero me latió, chido por tí. espero seguir vistándolo. saludos.

(aparte: órale, va.. gracias por tu cordial saludo a los comentarios :])

El Pável dijo...

Falso:
Nené nariz de pene.

Osbel:
Gracias por visitar. Un saludo.